Pueblo Esther: Tras un robo fue condenado a 8 años y medio de cárcel

El episodio ocurrió el 24 de agosto de 2015, en horas de la noche en López y Planes al 1000

 

 

 

Este viernes en la Oficina de Gestión Judicial de los Tribunales Provinciales de Rosario, el Tribunal a cargo de los Jueces de Primera Instancia Dres. Gonzalo López Quintana, Irma Bilotta e Ismael Manfrin condenaron a Hector Ricardo Yñiguez de 35 años a la pena de 8 años y 6 meses de prisión efectiva por el delito de robo agravado por uso de arma de fuego en concurso real con portación ilegitima de arma de fuego de guerra.

 

 

 

La Fiscal Dra. Georgina Pairola, al momento de tomar la causa pertenecía a la Unidad de Investigación y Juicio, y el Fiscal Dr. Fernando Dalmau de la misma unidad, acusaron a Yñiguez por el hecho ocurrido el día 24 de agosto de 2015 en horas de la noche en López y Planes al 1000 de la localidad Pueblo Esther.

 

El Caso

 

Junto a un cómplice a bordo de un automóvil se hicieron presente en el domicilio de la víctima quien se encontraba abriendo el portón de la vivienda, Yñiguez baja del lado del conductor extrae un arma de fuego y efectúa disparos intimidatorios sobre los pies de la víctima que no llegan a impactar sobre el cuerpo exigiéndole todo el dinero en efectivo, le entrega su billetera, frente del estéreo y las zapatillas que tenía puestas. En ese momento desciende del lado del acompañante el otro masculino, que le manifiesta a Yñiguez que era hora de irse, y le responde que no. Amenazando a la víctima a punta de pistola ingresa al interior del domicilio, quedando el compañero cubriendo la puerta, una vez dentro el imputado sustrae varios objetos de valor como electrodomésticos, dinero y ropa entre otras cosas.

 

Finalmente, el imputado golpeando a la víctima lo obliga a que traslade los elementos sustraídos hasta el automóvil, observando a su vez que el otro masculino que acompañaba a Yñiguez no estaba más. Una vez guardado todo, amenaza a la víctima a que ingrese en su domicilio a fin de poder darse a la fuga, pero como no le arrancó el auto, volvió a amenazar a la víctima a punta de pistola para que lo empuje, cuando el sujeto se da a la fuga la víctima acciona el botón de pánico de la alarma del domicilio. Los imputados fueron aprehendidos por personal policial que se encontraba patrullando la zona, en la requisa se le secuestra a Yñiguez la llave de ignición del rodado y documentación del vehículo cuyo dominio coincidía con el aportado por la víctima. Posteriormente se realizó patrullaje por la zona y se encontró el vehículo en cuestión con todos los efectos sustraídos dentro del mismo y el arma de fuego.

 

Los fiscales fueron asistidos por el equipo de litigación de la Fiscalía Regional Segunda. El imputado fue defendido por las Dras. Alejandra Paolini y Silvana Lamas.