Clausuraron un cachivache

El local no contaba con habilitación y producía chacinados en pobres condiciones. Además, confiscaron casi mil artículos pirateados. 

 

La Municipalidad realizó una importante intervención hoy en el Distrito Sur clausurando un local polirubro que no contaba con habilitación para el funcionamiento e incurría en múltiples faltas, poniendo incluso en riesgo la integridad de los vecinos.

 

El procedimiento fue llevado a cabo por la Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana en 24 de Septiembre y Grandoli donde funcionaba un local que se presentaba como “pollería”, pero que en realidad era un polirubro que no contaba con ningún tipo de habilitación para funcionar.

 

Al llegar, los agentes de la Guardia Urbana Municipal se encontraron con que las condiciones de salubridad e higiene eran deficientes. En ese marco de condiciones precarias y ausencia de profilaxis, se elaboraban chorizos para la venta sin permisos.

 

Intervino también el Instituto del Alimento detectando la presencia de heces de roedores.

 

Como corolario, el personal de GUM secuestró casi 900 artículos truchos que estaban exhibidos para la venta en las mismas instalaciones. Clausuraron el lugar y secuestraron 25 kilos de carne en mal estado (chorizos elaborados en el lugar), 877 cd’s pirateados y 10 lentes truchos.

 

El Secretario de Control y Convivencia Ciudadana, Dr. Gustavo Zignago, expresó: “como organismo de control es nuestra tarea estar presentes en cada punto de la ciudad para resguardar la integridad y la salud de los vecinos de algunos comerciantes que inescrupulosamente nos ponen en riesgo a todos”. 

 

 

 

En otro lugar intervinieron tras una fuga de amoníaco

 

 

 

La Guardia Urbana Municipal intervino también en Lainez al 800, dónde una fábrica de hielo sufrió en desperfecto con la consecuencia de generar una fuga de amoníaco. Una vez en el lugar se convocó a Defensa Civil y Control Ambiental. El trabajo coordinado logró subsanar el inconveniente.