Messi a un paso de ser libre

Este viernes se conocieron los resultados de las pericias restantes donde la causa dio un giro importante

 

El episodio habría tenido lugar el pasado 1 de diciembre de 2017 en donde fue hallado lesionado Matías Messi en embarcación a la deriva en el río Paraná a la altura del Club de Pescadores, a 35 km de la zona sur de Rosario. Este jueves se conoció el resultado del examen de ADN solicitado por los fiscales Matías Ocariz y Lucas Altare de la Unidad de Cibercrimen y Armas, dando como positivo para el reconocimiento del perfil genético sobre las muestras de sangre recolectadas en los 39 sectores, en los que se dividió la embarcación para la toma de rastros coinciden coincidentes con Matías Messi. El examen incluyo rastros recabados en elementos personales, de la lancha y cacha del arma hallada. Este se llevó a cabo en el Laboratorio Biológico Unidad Genética Forense del Instituto Médico Legal de Rosario. Con respecto a esta sangre, los forenses concluyeron que es compatible con el tipo de lesión en mandíbula y paladar que presentaba. Según los peritos que intervinieron en la investigación luego de realizada la pericia mecánica concluyeron que el siniestro pudo tener origen en una disminución abrupta de la velocidad producida por golpe o roce con algún elemento contundente. Relevaron cámaras de seguridad de Pueblo Esther, Fighiera y de Club de Pescadores, en donde siempre lo muestran a Messi sin compañía de otra persona y casualmente son coincidentes con los 41 testimonios que tomaran

 

 

Imputado:

 

A solo tres días de haberlo encontrado y luego que saliera de la sala de cuidados intensivos del Sanatorio Parque, Messi fue imputado por portación de arma de fuego de guerra, dado que dentro de la embarcación fue hallada en ese momento una pistola calibre 380 apta para el disparo. La misma fue analizada en el SAIB (Sistema integrado de identificación balística) donde las pericias arrojaron que el material balístico correspondiente al arma secuestrada fue negativo, lo que concluye que esta no habría sido utilizada en un hecho delictivo previo. La investigación respecto a la portación de arma continúa abierta con medidas pendientes de resultado y por ello quedó en prisión preventiva domiciliaria con algunas restricciones

 

Asimismo, los rastros que recabara en dicho momento dentro de la lancha personal de la Policía de Investigaciones (PDI) fueron remitidos para ser analizados a la Súper Intendencia de Policía Científica de la Ciudad de la Plata donde no se encontró muestra biológica alguna. Y en cuanto al dermotest en el imputado también fue negativo. Aún se aguardan los resultados de examen toxicológico. Es por ello por lo que la teoría del siniestro náutico toma mayor veracidad y solo lo compromete la causa primera por la cual quedó detenido que es la portación ilegal de arma de fuego, donde sería reincidente