Se encerraron en una habitación hasta la llegada de la policía

Otro caso enmarcado en la violencia de género que deja un detenido y una mujer asistida por el SIES

 

En horas de la madrugada ingresa un llamado a la Central de Emergencias del 911 que daba cuenta que en una vivienda de Larrea al 4300, una familia estaba siendo golpeada. Tras el arribo policial al lugar; sienten desde el interior música sonando a un volumen muy alto y observaron a través de una ventana, que había niños llorando y pidiendo ayuda por lo que ingresan en un pasillo el cual da a un patio interior, encontrando una puerta abierta, detrás de esta se encontraba una persona muy alterada y con un hierro en sus manos. Al reducir al hombre quitándole la barreta de sus manos, pudieron verificar que en el interior de la vivienda, dentro de una de las habitaciones a una mujer se hallaba con el rostro ensangrentado junto a cuatro niños. Con la protección policial, la víctima cuenta a los agentes del orden que fue su marido quien la agredió dándole cabezazos en su cara y patadas en el cuerpo, hasta que uno de sus hijos la liberó y pudieron encerrarse en el cuatro hasta la llegada de los uniformados.

 

 

Fueron asistidos por médicos del SIES, la mujer de 42 años necesitó ser trasladada al Hospital Roque Sáenz Peña, dado que presentaba un traumatismo facial, en tanto sus hijos de 7,9,10 y 17 años quedaron al cuidado de una tía. El agresor, quedó detenido en la Comisaría 19º a disposición de la justicia.