· 

Treinta conductores con excesos de alcohol al volante en las rutas santafesinas

La Agencia Provincial de Seguridad Vial (APSV) informó que fiscalizaron 6434 vehículos y labraron 1035 actas de infracción por transgresiones a las normas de tránsito, durante los operativos realizados el fin de semana en diferentes rutas y corredores viales de Santa Fe. En este marco también efectuaron controles de alcoholemia a conductores.

 

“Estamos convencidos de que una mayor presencia del Estado en las rutas contribuye al autocontrol de los conductores y evita la adopción de conductas de riesgo por un lado y por el otro, permite detectar estas situaciones y minimizar su impacto separando a los infractores de la circulación”, sostuvo el director provincial de Coordinación Interjurisdiccional, Gustavo Sella. “La prevención es el eje indispensable de la política de control y seguiremos fortaleciendo el accionar de la Policía de Seguridad Vial (PSV) en el territorio con este objetivo”, sostuvo Sella.

 

 

Operativos De Rutina
Durante todo el fin de semana, los agentes de PSV mantuvieron presencia constante en rutas de las cinco regiones provinciales, totalizando 287 operativos de control. En este marco, se fiscalizaron 5411 vehículos y se labraron 875 actas de infracción por diversas infracciones. Los controles se centran en detectar las principales conductas que pudieran generar un riesgo potencial a los conductores que circulan por la vía tales como exceso velocidad, alcoholemia, exceso de pasajeros, no uso de dispositivos de seguridad y otras que suponen transgresión a la Ley como la falta de documentación reglamentaria, tanto para vehículos particulares como de carga.

 

 

Alcoholemia
También fiscalizaron 1023 conductores en el marco de los operativos de alcoholemia, se realizaron 652 test y labraron 160 actas de infracción por diversas transgresiones a las normas de tránsito. De ellas, 30 corresponden a alcoholemias positivas con niveles superiores al permitido por ley. En este caso, se confeccionan las actas de infracción correspondientes, labran la prohibición para circular y se remiten el vehículo al corralón municipal. El objetivo es separar de la circulación a estos conductores que representan un riesgo para sí mismos y para otros.

Escribir comentario

Comentarios: 0